Titulares de Salud coinciden en concluir obras hospitalarias en 2017

La Comisión de Salud de la Cámara de Diputados consideró que durante la discusión del presupuesto del ramo para 2017, hay que dar prioridad a culminar obras en proceso, equiparlas y fortalecerlas, para que funcionen al ciento por ciento, y no emprender proyectos nuevos.

El presidente de esa instancia legislativa, Elías Octavio Iñiguez Mejía, destacó que no se quieren unidades médicas nuevas, sino que funcionen totalmente las que están en construcción.

Durante una reunión con secretarios de Salud de Hidalgo, Sinaloa, Zacatecas y Nayarit, subrayó que se necesitan sumar esfuerzos ante lo complicado de la economía del país y el recorte presupuestal que, estimó, para lo único que alcanzará es para tratar de finalizar las obras en proceso.

Explicó que el encuentro tuvo la finalidad de elaborar un documento que sintetice la realidad de los estados, lo que se padece en el sector, así como conocer cuáles son sus prioridades para garantizar la salud de los mexicanos.

En tanto, el diputado Pedro Luis Noble Monterrubio, del Partido Revolucionario Institucional (PRI), coincidió en dar continuidad a las obras existentes y fortalecerlas, a fin de dar viabilidad a lo que falta por concluir o equipar.

Mencionó que en México se aporta 6.2 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) al tema de salud, por lo que se requiere que al menos esta proporción se acerque al promedio nacional que es de 9.3 por ciento.

Jesús Antonio López Rodríguez, de Acción Nacional (PAN), resaltó la necesidad de culminar las obras hospitalarias, equiparlas y, sobre todo, generar certidumbre laboral a los trabajadores.

A su vez, el secretario de Salud de Hidalgo, Marco Antonio Escamilla Acosta, resaltó que la instrucción del gobernador de su entidad es no crear, por el momento, unidad alguna de atención médica hasta que no se tenga al ciento por ciento de las unidades en funcionamiento.

Aclaró que los proyectos de inversión que se tienen se gestan desde hace seis años, por lo que pidió ayuda a los diputados para concluirlos, como el hospital de 30 camas del municipio de Metztitlán, que se inició en 2010 y para terminarlo se requieren 58 millones de pesos; y otro general de Zimapán, de 12 camas, que necesita 31 millones de pesos.

Concluir el hospital de 60 camas de Actopan requiere 105 millones de pesos y 175 millones de pesos para su equipamiento, mientras que para la construcción y equipamiento de la Unidad Regional de Atención a la Gestación y el Neonato, son necesarios cinco millones de pesos, y para el Centro de Salud de Huejutla, siete millones.

El secretario de Salud de Sinaloa, Ernesto Echeverria Aispuro, subrayó que nunca se vivió un momento tan crítico en el sector, ya que el ajuste presupuestal es una gran reto para los sistemas en la materia brindando atención médica con calidad.

Precisó que los servicios de salud de todo el país tenían un beneficio fiscal por el Impuesto Sobre la Renta (ISR), que para Sinaloa era de 180 millones de pesos, pero a partir de 2014 se retiró.

Además, abundó, los ajustes en otros programas de salud significaron en la entidad una disminución de 300 millones de pesos, pero coincidió que no es momento de hacer más unidades, sino fortalecer lo que se tiene y tratar que no decaiga la atención médica y los programas preventivos.

En su turno, el secretario del ramo de Zacatecas, Gilberto Breña Cantú, explicó que en su entidad se requieren 61 millones de pesos para la operación del Hospital de la Mujer y 18 millones de pesos para la terminación de obra del nosocomio comunitario en Sombrerete.

Además, recursos para fortalecer las unidades médicas móviles con la sustitución de 38 vehículos, ya que el parque vehicular tiene más de 10 años de uso, así como para el mantenimiento de equipo como el acelerador lineal, que necesita 12 millones de pesos y los aparatos de resonancia, 35 millones de pesos.

Se plantea que en el nuevo Hospital de la Mujer también se cuente con un albergue para las madres lactantes que tienen niños y se quedan hasta un mes.

Por Nayarit, el titular de Salud, Pavel Plata Jarero, comentó que se requiere un total de 194 millones 172 mil pesos para diversos proyectos como una unidad de atención primaria de urgencias para desahogar la demanda del Hospital Civil.

Pidió a los diputados apoyar con 164 millones de pesos para las labores de conservación y mantenimiento de unidades médicas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *